Comentarios… SIN/ “A Nivel de Cancha”, sin futuro para atletas con discapacidad. Otra más de Eric Arcila en la Cojudeq

Atletas que ganaron medallas en Paranatación tuvieron que pedir uniformes prestados para la premiación

CHETUMAL.- Si en el pasado gobierno autollamado «del cambio» no había futuro para los atletas con discapacidad en Quintana Roo, todo parece indicar que se continuará igual, a menos que se tomen las medidas necesarias en beneficio de los jóvenes deportistas.

El fin de semana pasado atletas quintanarroenses conquistaron 16 medallas en la especialidad de Paranatación: 3 de oro 10 de plata y 3 de bronce. Nadie sabe del sacrificio de los atletas para competir en situaciones adversas por culpa de Eric Arcila Arjona «el joven Murrieta», presidente de la COJUDEQ.

El ritmo de trabajo impuesto por la jefa del Ejecutivo no es el mismo de los funcionarios de la Cojudeq, quienes están rezagados y al paso que van disfrutarán de las posadas navideñas fuera del presupuesto estatal. No entienden ese concepto de «poner al centro de las decisiones a los seres humanos» que es guía del trabajo de la gobernadora Mara Lezama.

Hay enojo, y con justa razón, de los familiares de los atletas con discapacidad. Eric Arcila no tiene el más mínimo tacto para tratar a los deportistas con capacidades diferentes y todo lo deja a manos de gente extraña, que al igual que él no saben dónde están parados ni para qué carajos sirve una logística de viajes.

Le pregunté a mi judas CONADE 2022 de la situación que pasaron los atletas en Hermosillo. Comentó que el «joven Murrieta» no hizo el viaje para no hacer el oso por los uniformes, que no le entregaron a los atletas. Y mejor organizó un tour de fin de semana con sus amigos fifís para pasear y descansar.

Además, dio órdenes de que ningún entrenador o presidente de asociación pueda hacer declaraciones o dar a conocer las buenas noticias: No quiere que le roben el protagonismo de los buenos resultados. Regresó la ley mordaza a la COJUDEQ.

Y quien se atreva a ignorar la orden corre el riesgo de perder la beca de sus asociados.

Los atletas chetumaleños viajaron el jueves por carretera a Cancún, tomaron el vuelo a Ciudad de México, hicieron escala de casi 5 horas en el aeropuerto y a las 10 de la noche viajaron a Hermosillo, Sonora, a donde llegaron en la madrugada para competir en la mañana sin el descanso que por su discapacidad requiere su cuerpo.

Dice el «joven Murrieta» que a «Nivel de Cancha» está pendiente de los deportistas las 24 horas, pero más bien está pendiente de sus amigos y de dusfrutar el glamour del cargo.

Aquí le dejo liga de la queja en redes sociales de una madre de familia que describe la salvajada a Nivel de Cancha de Eric Arcil.