Obligan a directora general del DIF a emitir disculpa pública por daños a una extrabajadora

La víctima no aceptó la disculpa y afirmó que continuará con sus demandas, pues no hay reparación del daño y funcionarios involucrados continúan en sus cargos

CHETUMAL.- Por incurrir en actos contrarios al beneficio de mujeres y niños, la directora del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF), María Elba Elizabeth Carranza Aguirre, fue obligada a emitir una nueva disculpa pública. Sin embargo, la agraviada no la aceptó, toda vez que esos actos involucran a 18 funcionarios, algunos de ellos de alto nivel, que aún están en funciones.

El procedimiento continuará por la vía civil y penal.

Hace más de cuatro años, Erendira Martínez Morales fue despedida de manera injustificada bajo el argumento de pérdida de confianza. Se le acusó de haber filtrado información y fotografías sobre la desatención y maltrato que sufren los adultos del Asilo de Ancianos.

Antes de ello, en etapa de gestación fue víctima de hostigamiento y acoso laboral, inclusive fue golpeada por el asesor jurídico de la Casa Hogar del Adulto Mayor, José Alfredo Amoroso Hernández.

Tras el nacimiento de su hijo, se le impidió amamantarlo como recomiendan los pediatras.

Luego de su despido, inició demanda laboral y procedimiento penal contra la directora del DIF y paralelamente una queja ante la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Quintana Roo (Cdheqroo).

Tras ser despedida del DIF, logró empleo en el Ayuntamiento de Othón P. Blanco, pero afirma que aun así Carranza Aguirre continuó con su persecución, no sólo contra la víctima, sino también contra su esposo, pues intentó presionar al entonces presidente municipal, Othoniel Segovia Martínez, para que la despidiera.

Explicó que recurrió a su ex pareja sentimental, Francisco López Mena, quien fungía como secretario de Gobierno. En tanto, Manuel Alamilla Cevallos, en su desempeño como oficial mayor de Gobierno, amenazó al esposo de la agraviada. 

Según explicó, a petición de la directora del DIF, ambos funcionarios intentaron afectarla, pero no lo consiguieron.

La directora del Instituto Quintanarroense de la Mujer (IQM), Silvia Damián, en lugar de apoyar a la víctima operó a favor de la funcionaria estatal.

Tras cuatro años de proceso, la Cdheqroo emitió la recomendación CDHEQROO/04/2022/I, que ordenó la emisión de disculpa pública por daños en contra de la ex trabajadora del DIF y su hijo menor de edad.

El protocolo se realizó este martes, pero no quedó aceptada por la víctima, la cual catalogó a Carranza Aguirre como una persona discriminadora, déspota, degradante hasta con la gente de escasos recursos que recurría al DIF en busca de ayuda.

La víctima acusó que en este proceso debe sancionarse también al director de Seguimiento de Recomendaciones de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Quintana Roo, Enrique Cabrera, por prestarse a las intenciones de Carranza Aguirre. También a la directora jurídica del DIF, Claudia Guadalupe Tinoco Cosío; la de la Casa hogar de los Abuelitos, Nínive Margeli Ramírez Sanguino; su asesor jurídico José Alfredo Amoroso Hernández; y de Recursos Humanos, Laura Gabriela Soberanis Ramírez.

Señaló que también operaron contra ella la procuradora de Protección de Niñas, Niños, Adolescentes y Familia del Estado de Quintana Roo, Aída Isis González Gómez; y la directora del Centro de Atención a Víctimas, Cristian Dzul Guzmán.

Otros funcionarios involucrados en este proceso no acudieron a la disculpa por “problemas de salud”.

La agraviada no aceptó la disculpa y solicitó a la Cdheqroo asiente que no se cumplieron los puntos establecidos en la recomendación.

Martínez Morales afirmó que continuará con el procedimiento laboral y penal, pues exige su restitución como empleada del DIF con los respectivos salarios y se proceda en contra de los funcionarios acusados.